5 Cosas que no sabías de las aceitunas

Existe una gran variedad de aceitunas de las que ya hemos hablado más de una vez en este blog. Pero también existen una gran variedad de anécdotas relacionadas con estos frutos tan ricos que no solo son el aperitivo ideal, sino que son los que nos ofrecen el aceite de oliva, base de nuestra cocina.

¿Qué sería de la dieta mediterránea y de la cocina española en general sin el aceite de oliva? No lo sabemos pero podemos ver el ejemplo de otras gastronomías, como la inglesa, que no cuentan con este delicioso ingrediente. Y las comparaciones, esta vez sí, son odiosas para los habitantes de la Gran Bretaña.

Que nadie se ofenda, que este post pretende tener un tono desenfadado, ya que en el vamos a comentar algunas anécdotas que seguramente no se conocen sobre las aceitunas. Y también, por qué no, recordar otras que en su momento fueron muy conocidas pero que quizás ya no se recuerden o que los más jóvenes desconocen.

Aquí va nuestra recopilación de hoy, que va a comenzar, como no, recordando algo que no nos cansaremos de repetir hasta la saciedad: las aceitunas no engordan y no importa la fama que se les haya puesto.

Variedad de Aceitunas

Descubre 5 curiosidades sobre las aceitunas:

#1. Solo tienen 9 calorías de media por unidad

La variedad gordal tiene poco más de cien calorías cada cien gramos mientras que la manzanilla, la más consumida, tiene el doble de calorías. Tú eliges qué aceitunas consumir y si prefieres tomar menos pero tu variedad favorita o, por el contrario, optas por poder tomarte un puñadito más.

Como ves, no es un aperitivo que non te puedas permitir, sobre todo porque aporta muchas vitaminas y antioxidantes, por lo que no se trata de calorías muertas como las que te puede proporcionar un snack dietético cualquiera que ronda las cien calorías.

#2. La historia de las aceitunas y American Airlines

Quizás conoces ya esta curiosa historia porque ha sido muy difundida y comentada. Ocurrió en 1987, cuando un genio de la empresa decidió eliminar una aceituna de cada ensalada del menú de vuelo. Con esta jugada, que el cliente no percibió, se ahorraron nada menos que cuarenta mil dólares al año.

El problema vino cuando otras empresas quisieron imitarlos y pretendieron ahorrar mucho más a costa de platos cada vez más pobres. Finalmente, los menús de los aviones se han convertido en lo que son actualmente, algo pobre, aburrido y con merecida mala fama. ¿Comenzó todo eliminando esa aceituna? Quién sabe.

#3. Te ayudan a cuidar la piel

Increíble pero cierto, las aceitunas son muy ricas en vitamina E y en ácido oleico, ambos básicos para el cuidado de la piel. Aportando esto a tu cuerpo tu piel podrá combatir mejor el paso del tiempo y estarás contribuyendo a eliminar las líneas de expresión que aparecen con el paso de los años.

No son la fuente de la eterna juventud, pero son una ayuda más a la hora de conseguir una piel más joven, radiante y bonita.

#4. En China, se consideran medicinales

La cocina tradicional China no emplea las aceitunas, sin embargo, en sus recetarios si se encuentra una sopa que se realiza con aceitunas. La misma se emplea para curar el dolor de garganta y el ardor. Dado que los chinos no consumen aceitunas, nos preguntamos si esta sopa se elaborará con los frutos recién cogidos del árbol, en cuyo caso no recomendamos prepararla.

Aunque no hemos podido tener confirmación, las recetas orientales que hemos encontrado en Internet eran con aceitunas curtidas y esperemos que así sean las sopas tradicionales.

#5. Existen muchos refranes relacionados con las aceitunas

“Casa de padre, viña de abuelo, y olivar de bisabuelo.” Este refrán hace referencia a que los mejores olivares son los que tienen ya muchos años a sus espaldas, mientras que las vides necesitan menos tiempo para dar buena uva y la vivienda, cuanto más nueva, mejor.

“A últimos de noviembre, coge la oliva y después duerme”. La referencia es clara, primero haz el trabajo cuando corresponde y con él hecho podrás descansar. También se refiere a la época de recogida de la oliva, aunque en muchos lugares comienza un poco antes y en otros es más tardía.

“Quién tiene olivares y viñas, bien casa a sus niñas”. Un refrán de otra época, pero que hace referencia al prestigio y riqueza que suponían estos árboles.

“Si por San Juan y San Pedro en tu olivar aceitunas hallas, una aquí y otra allá, buena cosecha habrá”. Nos indica que si a principios de verano se ven aparecer las primeras aceitunas en los árboles es señal de que va a haber una buena cosecha y que para la recogida, los árboles estarán cargados.

En esta misma línea podemos encontrar “Aceituna, una por San Juan y ciento en Navidad”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *